Cuestionario HDS 16 / Eudris Planche Savón

eudris1-4a148d06

21 preguntas para el siglo 21

1. Si pudieses decirle una cosa a Borges, ¿qué le dirías?
Hable usted, maestro —y por supuesto, por eso de maestro, me regalaría una de sus frases irónicas. Pero yo la aceptaría, por la oportunidad de sentarme a escucharlo.

2. ¿Quién es para vos el número 2 de literatura argentina?
En mi mente ese puesto está vacante, porque tengo una larga lista de competidores entre los cuales está Bioy, Arlt, Puig y etc.

3. Es la noche en que Romeo y Julieta planean escaparse juntos, ¿qué les dirías?
La culpa es de Shakespeare, no lo olviden.

4. Te nombran presidente de los escritores del mundo, ¿cuál es tu primera medida?
Decretarme de por vida, no apto para el cargo. Lo escritores son seres (somos) con los cuales es muy difícil lidiar. Uno puede terminar por dejar de leer buenos libros si conociera a sus autores. Imagínate presidirlos.

5. ¿Cuál pensás que es el rol del escritor en ésta época? ¿hay una misión, cumple una función? ¿cómo es tu caso?
ESCRIBIR. Ese es el rol. El escritor no está, algo muy común en estos tiempos, para querer
sustituir una carencia de nuestro mundo cotidiano: hacer un periodismo sincero, si es qué eso
existe. Y en ese camino pecamos de malos periodistas, en vez de ser escritores de ficción.
Tengamos mucho cuidado con eso.

6. Si no fueses escritor, ¿de qué otro modo fracasarías?
Sabes, en mi infancia fracasé enamorando muchachitas (Jajaja), es un buen ejemplo. Pero respondiendo de otra forma a tu pregunta: siendo médico, creo que es otro de mis mejores y más placenteros ¿fracasos?

7. Recomendanos un libro, una película, una canción, una bebida.

Libro: Desgracia, de J. M Coetzee. Película: Kynódontas, de Yorgos Lanthimos. Canción: Feeling Good, en la voz de Nina Simone. Bebida: Te pediría consejo, ya lo he hecho antes, pues yo ni café tomo. Y eso que soy cubano.

8. Si pudieses elegir un superpoder, ¿cuál sería y qué harías con él?
Es censurable. Muy censurable. Por esta vez me lo reservo jajaja

9. ¿Recordás tu primera fascinación por la literatura? ¿Cuándo empezó tu necesidad o tu deseo de escribir? Queremos tu historia de origen.
Lo he dicho otras veces: mi primer contacto con la literatura viene de la oralidad. Decía Juan Villoro en una excelente conferencia para bibliotecarios que no habré de olvidar, que «El primer contagio con la lectura viene antes de que se sepa leer, con la voz que narra un cuento». En mi caso sucedió así, ocurrió en la calle, en el andén, bajo el poste de la luz de mi cuadra, de mi barrio de infancia. Me enamoré de la oralidad e invenciones de quienes se ponían a contar cuentos durante los apagones de los 90. Generalmente eran mis amigos de infancia, inventaban cuentos de miedo, absurdos en su esencia, era de terror creérselos en plena oscuridad. Es que vivir una infancia en los 90 en Cuba, en el barrio donde conviví en Guantánamo, era un cuento. El mejor de ellos. ¿Para qué libros en ese momento? Mi barrio siempre fue un cuento esperando quien lo contara. Luego de manera inevitable vino el amor por la lectura y el placentero acto de escribir. Desde entonces no he parado.

10. Si tuvieses que elegir uno, ¿cuál sería tu apocalipsis favorito?
Uno donde pudiera estar aislado del ruido del mundo, reunido con mi familia, y con muchos libros.

11. Estás muerto, pero te es permitido volver espectralmente a algún punto de tu vida y decirle algo a alguien: ¿a qué momento volvés y qué dirías a quién?
Querría volver a conversar con amigos que ya no están, que me fueron arrebatados muy pronto, en plena juventud y hasta niñez. Pero siguiendo el marco de la familia, volvería a mi barrio de infancia, a la casa de mi tía y le diría a mi abuela y a mi bisabuela (materna, las únicas que pude conocer) que las extraño. Las extraño mucho y habría querido tener la oportunidad de que me acompañaran un poco más. Que no se hubieran ido tan pronto.

12. ¿Por qué escribís? ¿Para qué? ¿Para quién?
Escribo porque es una forma de leer, de reconectarme con la capacidad de observación virgen y libre que uno tiene de niño, y a partir de ahí comenzar a contar lo que he ido viendo/viviendo desde entonces: mi propia vida mezclada con la vida de otros, y otros inventos acaso no tan
reales. Escribo para seres no moldeados y aquellos que quieren dejar de serlo, niños y adultos que han renunciado a los espejuelos con que algunos mediadores han querido imponerles su visión. Escribo para seres inconformes, inteligentes o en camino de serlo. No puedo imaginar razones para no escribir.

13. ¿Qué es un fantasma para vos? Si fueses a devenir en un monstruo, ¿cuál y por qué?
Un fantasma: Los nudos del pasado y presente a los cuales no se le encuentra solución, tan rápido como uno quisiera, aquellos de los cuales uno no ha sido capaz de liberarse. Yo no devendría en ningún monstruo, pero si le temería a uno: el tiempo, no hay peor y mejor monstruo que ese, es sabio, es cruel, es placentero. ¿Por qué? Te permite lidiar con él, crecerte, te fractura la vida para bien o para mal, y de pronto puede detenerla para ¿siempre?

14. ¿Cómo te ves en diez años? y, si pudieras viajar diez años al pasado, y decirte una cosa a vos mismo, ¿qué te dirías?
Me veo experimentando otra nueva variante de felicidad, como las que suelo encontrar en el presente para sobrevivirme a mí mismo, por más difícil que sea. Si volviera 10 años atrás me diría: todo va a ir bien, al final siempre encuentras tu armonía, tu zona de confort. No te preocupes, OCUPATE. Desaprende. Sé paciente. Y ante todo disfruta Eudris, disfruta.

15. ¿Cuáles son tus escritores favoritos? ¿Cuáles son tus poetas?
Por esta vez me niego a hacer la lista típica. Voy a nombrar algunos escritores cubanos, jóvenes, tanto narradores como poetas, voces nacientes de las cuales me gusta el camino que va tomando su literatura (edita o inédita), así combato un poco el canon del mercado. Sirvan
como recomendaciones: Eduardo Herrera Baullosa, Dazra Novak, Claudette Betancourt, Yamila Peñalver Rodríguez, Alexey Rodríguez Lorenzo, Yansy Sánchez, Antonio Herrada, Yanelys Encinosa Cabrera,Yoe Suárez …. (otros, en la próxima entrevista)

16. ¿Qué es la mentira para vos? ¿Es posible no ejercerla? ¿Es humana o es culpa del lenguaje? ¿Existe la mentira estética? ¿Toda mentira es vil?

La mentira es uno de los mayores placeres del ser humano. Hay una relación muy idílica con la mentira, orgásmica, una relación mitomanía—manía, coquetear con la mentira, vivirla, negarla, detestarla, jugar con ella, padecerla, curarla convenientemente, justificarla. El ser humano
(nosotros) es mentiroso por naturaleza, tan es así que niega serlo. De alguna forma escribir, inventar historias, también es una gran mentira y una gran verdad.

17. Estás agonizando y la única persona que está cerca es tu editor: con tu último aliento, qué es lo último que le dirías. (puede ser un reproche)
En la computadora dejé varios manuscritos, lo único que NO tienes derecho a cambiar en cada uno de ellos, es la dedicatoria a mi madre y a mi padre.

18. Si a punta de pistola tuvieses que narrar tu historia sentimental, en tercera persona y en dos líneas, ¿qué dirías?
Tiró la puerta. «No me voy a enamorar más» —pensó. En el fondo sabía que no era cierto. En materia del amor, mientras no obedeciera los mandatos de su mente, había esperanza.

19. Forma y contenido. ¿qué te es más arduo? ¿qué te interesa más y por qué?
Sin teorizar, me interesan ambas. Complementan mejor lo que quiero contar y lo que aspiro a transmitir.

20. ¿Le encontraste algún sentido a las cosas? ¿Sabés por qué te levantás cada mañana? Contanos, ¿cómo hacés y por qué?

Yo solo sé que abro los ojos, a veces los cierro y quiero seguir durmiendo, pero debo dar el primer paso y con este comienzo a funcionar, trabajar, reinventarme, a buscar realizar mis sueños. Decir más, sería como psicoanalizarme. ¿Intentas que me psicoanalice, Debret? Pasa esa página.

21. ¿Recordás la última vez que viste o sentiste algo por primera vez?
El sabor de una magdalena mezclado con té a lo Katherine Mansfield, y pensé en Proust flirteándome.

Déjanos una canción que ames para que los lectores lean tus respuestas escuchándola.
La pregunta 21 ya pasó, y a esta altura me han leído sin banda sonora, yo les diría que lean mejor a Dostoievski y que hagan ruido, que atormenten a los vecinos (mis vecinos de Centro Habana me atormentan a diario, a toda hora, he aprendido a convivir con sus ruidos). Escuchen bien alto Smeel Like Teen Spirit de Nirvana, y salten. No canten por favor, Cobain canta mejor. Si prefieren otra propuesta de mi parte, cualquier canción de Nina Simone bien merece la pena.

Eudris Planche Savón

Guantánamo, Cuba, 1985
Narrador y Poeta. Doctor en Medicina. Se especializó en Oncología Médica. Investigador de Literatura Infantil y Juvenil. Miembro de Latin American Studies Association (LASA). Coordinador del Encuentro de Jóvenes Escritores de Iberoamérica y el Caribe, dentro del marco de la Feria Internacional del Libro de La Habana. Egresado del 11no. Curso de Técnicas Narrativas del Centro de Formación Literaria Onelio Jorge Cardoso (2008).
Publicó la novela Hermanas de intercambio (Premio Pinos Nuevos 2015, Editorial Gente Nueva, Cuba, 2016; Editorial Milena Caserola, Argentina, 2019). Obtuvo Mención única en Literatura Infantil y Juvenil en el Premio David 2013.
Obtuvo Mención en el Premio Abril 2015. Fue finalista del Premio Casa de las Américas en 2015 y 2019, Finalista del Premio de Narrativa Breve Eduardo Kovalivker 2015 y Finalista del Premio Casa Tomada 2009.

Debret Viana

Mas Notas

Comparte Tu Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos requeridos se hace.